El Misterio

El ser Humano desde que nace está en una constante búsqueda, siempre busca, ansía algo, siempre corre y al final no sabe ni por qué corre. Encuentra algo, lo consigue, y desea algo más; va por aquello y lo obtiene, y no está conforme, nunca está conforme. No hay quien lo pare, es un constante ir y venir para conseguir tener; pero nunca queda tranquilo y al final siempre queda en nostalgia, el alma siempre queda en nostalgia.

¿Por qué busca? ¿Qué busca? El ser humano busca aquello que le pueda otorgar esa plenitud, llenura, sosiego, paz. ¿Dónde lo encontrará?

En el silencio atraves de entender Quien es... puede ser la estrategia, la oportunidad para encontrar el Tesoro de aquello que el alma ansía y anhela. Nos da un paso agigantado, un atajo en el camino, para llegar a ese «Algo» en el cual un alma camina en nostalgia por no lograr y por no encontrar.

Descubre este interesante camino para alcanzar este misterio.

Nos adentramos paso a paso, descubriendo ese secreto, en donde, una persona solidificando su fe, conociéndose cada día, pueda sumergirse a la más profunda confianza de un ser: Dios, y construir una relación íntima, tan íntima, capaz de recibir y llenar esa necesidad que toda alma espera, y así pasando de esas interrogantes ¿Qué busco?, ¿Dónde lo encuentro? Encontrar lo más entrañable de mi ser, lo más anhelado, encontrar cómo puedo hacer de ese Algo» o más bien de ese «Alguien», la más tierna y amorosa historia de vida plena, de una manera tal, como para poderlo llamar: y sentir en mi interior al : «Padre», o hasta poder decirle: «Mi Querido Papá».

Y de esta manera alcanzar esa plenitud y construir en adelante esa alma intrépida siempre segura de saberse amada, acompañada en donde nada le falta, todo es plenitud. Y a pesar de los altibajos de la vida, el alma siempre acompañada de Él, de ese Ser amoroso, su Padre, viviendo y resolviendo juntos estas recias luchas de la vida


Oración


¡Qué insignificante el firmamento comparado con tu Amor!

En el silencio te reconozco y Tú me reconoces;

me llamas por mi nombre yo salgo a buscarte. Sobran ideas,

sobran palabras: sé que me amas y eso me basta.

Ninguna otra cosa creada

podría saciar mi corazón.

Aunque una sola vez

te hubiera experimentado,

¿quién podría borrar tu recuerdo?

Todo es insignificante comparado con tu amor. ¡Qué dulce es todo

si vienes conmigo!

¡Qué ligera mi vida si sigo tus huellas!

Porque Tú me amas, yo existo:

solo en tu amor

tiene sentido mi vida.

5 views0 comments

Recent Posts

See All

Interesantísimo documental, que desmantela las crudas realidades actuales del consumismo y el egoismo en el ser humano. Lo puedes ver gratis por aqui (dividido en tres partes): https://vimeo.com/18210

Yo Soy, Somos Uno La tarea fundamental del hombre es descubrir su propia identidad, es decir, percibirse y aceptarse a sí mismo, como alguien irrepetible, singular y único. Para ser capaz de asumir su